Los servicios de mantenimiento informático dan la seguridad de mantener bien salvaguardados datos e informes importantes y confidenciales para la empresa.

No debemos descuidar nuestro sistema informático tanto en ámbito de hardware (mantenimiento de equipos informáticos y periféricos) como en software (optimizar el rendimiento de los programas informáticos). Y tampoco el mantenimiento de servidores. Es por eso que un buen mantenimiento nos evitará problemas en nuestra empresa.
Ahora bien, dentro del grupo de planes de mantenimiento y sus contratos existen diferentes variantes y, en este caso, hablamos del mantenimiento de sistemas informáticos. Así que vamos a ver qué es y cómo funciona el concepto.

Qué es mantenimiento en informática

Consiste en revisar los ordenadores y equipos informáticos de la oficina o negocio para evitar averías de componentes y programas. El objetivo del mantenimiento preventivo informático es garantizar el funcionamiento del hardware y software empresarial, de los despachos así como de cualquier tipo de periférico conectado a la red informática, sea cual sea su profesión.
Para realizarlo correctamente hay que establecer un plan de mantenimiento informático con una serie de actuaciones que, después se implementan para conseguir buenos resultados.
Asegurar el buen funcionamiento de todos los ordenadores, computadoras, servidores, impresoras y redes de datos por cable e inalámbricas o WIFI es vital. Así que conviene revisar todos estos elementos planificadamente.

Mantenimiento de equipos informáticos y periféricos

El trabajo de mantenimiento del hardware incluye:

  • Limpieza de equipos y demás dispositivos periféricos. Hay que limpiar los ventiladores y demás conductos de ventilación para evitar sobrecalentamientos, eliminar los trozos de papel y restos de tóner acumulado en las impresoras, teclados, pantallas, CPU y demás periféricos, cambiar piezas, si es necesario, etc.
  • Revisar y reordenar el cableado. A lo largo del tiempo seguro que se han añadido y retirado algunos periféricos, lo que supone que algunos cables ya no son útiles y otros han aparecido.
  • Cambios en los puestos de trabajo. A veces los empleados se mueven de un lugar a otro de la empresa o se encuentra un mejor posicionamiento para determinados equipos, con el objeto de conseguir un mejor rendimiento laboral más satisfactorio.
  • Repasar el inventario. Todas las empresas deben tener un inventario de sus dispositivos informáticos que hay que actualizar periódicamente, de acuerdo con los cambios que se van produciendo.

Mantenimiento de software de las empresas

También muy importante realizar estas tareas para optimizar el rendimiento de los programas informáticos.

  • Actualizar el sistema de los equipos. Las actualizaciones a veces se dejan de lado, en especial, si no se hacen de forma más o menos automatizada. Gracias a muchas de las actualizaciones, se obtiene más seguridad frente a ataques externos por lo que es preciso analizar las últimas versiones e instalarlas si procede.
  • Optimizar el rendimiento de equipos. Se mejora el rendimiento del software para que trabajen lo mejor posible. Ver las carencias y ampliar el hardware para que corrija estos problemas.
  • Realizar copias de respaldo de manera regular y verificar que funcionen correctamente. Es mejor dejarlas fuera del lugar de trabajo o en la nube, por si se produjese un fallo global del sistema.
  • Pruebas de recuperación de estas copias de seguridad que nos enseñarán si se realizan de manera apropiada y si se pueden recuperar los datos que se guardan en ellas.
  • Eliminación de malware. Analizar los sistemas para comprobar que no se hayan infectado por virus o malware. Si no es así hay que proceder a la desinfección.

Mantenimiento de servidores

Por profesionales altamente cualificados. Quienes hacen esta labor deben ser personas de confianza porque trabajan con datos empresariales, creando copias de seguridad.
Existen más tareas que son necesarias para un adecuado rendimiento tanto de equipos como de software, como el servicio de guardia para el caso de que se produzca una incidencia en cualquier momento, tener de inmediato a la empresa de mantenimiento informático, sea el momento que sea, impidiendo una catástrofe para el negocio.

Te permitirá abaratar costes de reparaciones, así como pérdidas de tiempo por no poder usar los equipos informáticos por algún problema.
En definitiva, contar con servicio informático hará que tu día a día sea más productivo y, sobre todo, seguro.